© 2019 Corona School.
 

Llámanos: 57 2 311718   /   corona@gmail.com   / Juan Martinez, 1058, Iquique.

Cultura de Altas Expectativas

  La investigación en el campo de la educación ha demostrado que el desempeño de los estudiantes depende en gran parte de las expectativas de sus padres y maestros. Por lo tanto, los maestros más efectivos fomentan una cultura de altas expectativas en el salón de clases, así como el apoyo y fomento de las altas expectativas por parte de padres y apoderados mejora la autoestima y capacidades de los niños.

 Establecer una cultura de altas expectativas requiere tanto de una forma de pensar, como de acciones concretas. En primer lugar, los maestros que establecen una cultura de altas expectativas creen que todos sus estudiantes pueden aprender y se lo comunican efectivamente. Asimismo, exigen que todos sus estudiantes se reten a sí mismos para lograr las metas establecidas y los apoyan sistemáticamente para que puedan alcanzarlas.

 Estas expectativas, facilitan el objetivo de entusiasmar a los estudiantes y fomentar sus talentos para que puedan aprender y sentirse realizados.

 Una expectativa positiva es motivante y los adultos pueden ayudar a los más jóvenes a ser optimistas.

 Para lograrlo hay tres estrategias que se pueden aplicar. Lo primero es respetar las preferencias de los niños, la segunda es celebrar los grandes y pequeño logros y la tercera es crear una zona de confort para que se sientan cómodos aprendiendo, creando y maximizando el esfuerzo. Ellos deberían tener tiempo para co-crear altas y significativas expectativas que los emocionan.